Flaman

Ezequiel es un chaval normal de barrio, pero al cumplir 20 años desarrolla superpoderes. Su amigo Alberto le intenta convencer para que Ezequiel se convierta en un superhéroe. Para ello tendrá que aprender que un gran poder conlleva una gran responsabilidad.